Search
Close this search box.

ADICCIÓN A LA COMIDA Y TRANSTORNOS

Atracones, culpa, malestar, llanto fue solo una parte de lo que pasé.

Solía ​​luchar con trastornos alimentarios y adicción a la comida desde la adolescencia hasta llegar a enfermar a lo 38 (tengo 41 ahora). Les comparto mi historia, como lo transité, como apoyo a otros y tips concretos.

Primero probé con VÓMITOS y después de ATRACONES. No me fue muy bien, me asusté. Luego traté de no comer, eso en realidad funcionó mejor, pasaba HAMBRE y comía una ensalada al día, luego me atracaba con una comilona, luego me moriría de hambre y así sucesivamente. Mi peso no bajó tanto, estaba en 60 kilos en mi nivel más bajo (mi peso actual ahora es de 59/58 y en el más alto fue de 90 kilos).

Estaba DEPRIMIDA, incomoda en mi cuerpo y odiaba la forma en que me veía y me sentía, no encajaba. No me sabía amar y de alguna manera me estaba lastimando. Mi mamá se dio cuenta y me llevaron a un nutricionista (uno de los muchos que visitaría durante mi vida) y las cosas volvieron a «la normalidad» en apariencia.

Crecí en un hogar con VIOLENCIA doméstica y la comida era mi escape y refugio. Me sentía sola y sin salida. Descubrí que era más fácil llenarme la cara con comida, nadie se inmutaba, nadie sospechaba nada de mi adicción. Socialmente aceptado, todo el mundo lo estaba haciendo. ¡Bingo! Me podía salir con la mía y nadie se daba cuenta. En mi casa si escondía comida debajo de mi cama para que no me vieran.

OBESA Y ENFERMA, en el 2017 estuve en mi pico máximo con 90 kilos, en una relación tóxica y con trabajo estresante. Mi cuerpo dijo basta. Me diagnosticaron quistes ováricos, mioma, quistes mamarios, cálculos en la vesícula biliar, hígado graso, depresión, problemas de tiroides, h pylori, problemas de visión y la lista continúa.

Luego encontré al Dr. Morse. ¡Aquí está la parte de la historia en la que las cosas empiezan a mejorar! Cuándo empecé a hacer la DETOXIFICACIÓN Regenerativa, me volví sentr vacía por dentro. Volvió esa sensación de desesperación, no estar feliz con la vida, las relaciones, sin saber mi propósito en el mundo. Había estado ahí todo el tiempo, pero lo había tapado con comida. Queriendo desaparecer de este planeta y de mi misma. Descubrí que no me sentía digna de amor. Era un farsa, como si estuviera viviendo una doble vida, poniendo una sonrisa para no asustar a la gente, pero había tristeza detrás. Esas cosas me mantenían despierta por la noche (mis glándulas suprarrenales también estaban colapsadas), estrés, preocupación, ansiedad, angustia etc.

Una luz de ESPERANZA! En el Detox todo esto que volvió a aflorar, eran como viejos amigos que pasaban a decir adiós, ya me voy, ya no hay lugar acá para mí. Tuve que romper la creencia de que la comida es mala debido a experiencias anteriores. Lo reemplacé con la creencia de que la comida nutre mi cuerpo y me cura. Mi cuerpo tiene la capacidad de curarse a sí mismo cuando se eliminan las obstrucciones.

Comencé a AMARME más a mí misma, tomando mejores decisiones no solo en cuanto a salud, sino también en mis relaciones. Algunos amigos de la fiesta empezaron a desaparecer de mi vida y la gente que ya no resonaba conmigo se desvaneció. Fue un poco solitario, pero lo elegí en lugar de no sentirme bien con ciertas personas. Comencé a hacer nuevos amigos, a conocer gente increíble.CORTÉ una relación de 6 años que era tóxica y que no estaba alineada con mi camino a la salud. Mientras cuidaba de mi salud física, me di cuenta de que había descuidado el lado emocional. Yo ya era Life Coach y había trabajado mucho en este aspecto de la vida, porque lo que me metí de lleno. Volví a llevar un diario, a meditar, trabajé con un sanador, me hice biomagnetismo, entrenamiento, todas estas herramientas me ayudaron enormemente a sobrellevar el estrés y la ansiedad mientras sanaba.

Cuando comencé a AMARME a mí misma, a respetarme, a convertirme en mi prioridad, fue cuando los viejos patrones comenzaron a caer. Ya no necesitaba llenar ese vacío con comida o alcohol o relaciones codependientes. Yo era suficiente. Yo soy suficiente.Comer una dieta rica en frutas trajo CONSCIENCIA y LUZ a todos los aspectos de la vida. Ahora había otro problema, me volví más estricta, algunas personas podrían llamarlo Ortorexia. No me gusta esa palabra en absoluto. En un momento me obsesioné con comer a la perfección y eso tampoco venía del amor, había transferido mi necesidad de llenar de vacíos con comer perfectamente. Esto fue por un corto período de tiempo. Me sorprendí no siendo cariñosa o amable conmigo misma.Ahí estaba nuevamente tratando de sentir el vacío con una PERFECCIÓN inalcanzable. Fallé por supuesto. No fue sostenible.

Me caí del caballo y me volví a ponerme de pie una y otra vez. Entonces me di cuenta, descubrí que la razón por la que comencé con la desintoxicación era para estar saludable.

Ese era mi principal objetivo. Así pude volver nuevamente a un lugar más flexible y saludable, más sostenible. ¿VIENE ESTO DE UN LUGAR AMOROSO?Ahora puede que estés leyendo esto y quizás te resuene algo de mi historia. La pregunta es, ¿qué hacer? ¿Cómo sales de ese lugar oscuro? Algunos lo llaman la noche oscura del alma.

Aquí hay algunas lecciones aprendidas a lo largo del camino:

-Sigue, nunca te rindas-está bien equivocarse -está bien tomarse un break-está bien buscar ayuda cuando no puede hacerlo por su cuenta-Ten en mente un objetivo claro-Haz la pregunta: ¿ESTO VIENE DEL AMOR? Esta es la respuesta a todo.-Cuida tu energía: medita, visualízate sano, ejercítate, sal a la naturaleza, haz respiraciones. -Trabaja en tu paratiroides (depresión)-Trabaja en tus glándulas suprarrenales (ansiedad / estrés)-trabaja en tus pulmones (tristeza)-Las cosas mejoran, incluso cuando parece que estás en arena Movediza. -La curación llega mucho más rápido cuando se reprograma la mentalidad y se gestionan las emociones (¡no se trata solo de lo que comes!)-Y, ya mencioné.. el amor.

Esta es la clave de todo. AMOR.Mucho amor y compasión en nuestros caminos de sanación 🙏💜.

¿Qué te ha ayudado a lo largo de tu viaje?

Lu Del Mar PD1: mi dieta de hoy es 80% alta en frutas crudas con un poco de vegetales cocidos sin mucosidad y algunas gustitos aquí y allá. También hago solo frutas o solo jugos una semana al mes. Dos veces al año hago ayunos prolongados (21 días aprox). Así es como se ve el equilibrio hoy para mi.

PD2:

Próximo Desafío grupal es el 10 de julio (7a21 días)

raw #crudi #crudivegano #plantbased #fruits  #drmorse #Detoxemocional #alimentacionviva #detox #depuracion #detoxificacion #fruta #frutasesvida #higienismo #vegano #higienevital #higienismo #naturismo #vegetariano #transición  #health #amorpropio  #selfcare #vegan  #alcalino

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Scroll al inicio